Cuidados Del Collar Isabelino En Gatos - Gatos

¿Qué es un collar isabelino?

Un collar isabelino (también conocido cómo campana) es un capuchón o cono de plástico que ayudará a proteger las lesiones y heridas de su gato de más daños. Estos collares previenen que el gato se lame o muerda las lesiones del resto de cuerpo, o se rasque con sus patas las zonas de la cara y cabeza.

  cuidados_del_collar-a

¿Por qué necesita llevar un collar isabelino mi gato? 

El objetivo primario de estos collares es prevenir que su gato se lesione a sí mismo en ciertas áreas, sobre todo en zonas quirúrgicas o heridas.

Aunque algunos gatos inicialmente se resistirán a llevar el collar, y a menudo intenten quitárselo de forma vigorosa, la mayoría de los gatos rápidamente se acostumbran a llevarlo. Es importante que su gato esté vigilado durante las primeras horas de llevar el collar, para asegurarse de que no se lo quite o se dañe a sí mismo mientras lo intenta.

 

¿Cuánto tiempo necesita mi gato llevar el collar?

El collar debe llevarse hasta que la herida esté totalmente cicatrizada. Según la naturaleza de la lesión, puede ser de pocos días hasta varias semanas. Para minimizar el tiempo que su gato necesite el collar, es importante seguir las instrucciones de su veterinario.

 

¿Puedo sacar el collar?

En general no suele ser una buena idea, ya que después puede ser difícil volver a ponerle el collar. Sin embargo, en algunas situaciones, si su veterinario se lo permite, puede quitarle el collar durante un rato si el gato va a estar supervisado. Cuando coloquemos otra vez el collar, deberemos asegurarnos que no esté demasiado apretado (podemos pasar dos dedos entre el cuello del gato y el collar). De esta manera nos aseguraremos que el collar no le provoca problemas para respirar o tragar, mientras que prevenimos que se salga pasando a través de las orejas. Si no puede volver a colocar el collar de forma adecuada, contacte inmediatamente a su veterinario.

 

¿Es peligroso que mi gato salga al exterior llevando el collar? 

Sí. Los collares isabelinos a menudo restringen el campo de visión de su mascota y pueden hacer difícil que su gato reaccione ante peligros potenciales. Además, existe la posibilidad de que al moverse entre plantas u otros objetos, la campana quede atascada. Un collar isabelino puede dificultar que su gato se mueva con soltura y seguridad fuera de casa. Nosotros recomendamos que los gatos que llevan el collar isabelino permanezcan dentro, al menos que estén estrictamente vigilados cuando salgan a la calle.

 

¿Qué cuidados especiales necesitará mi gato cuando lleve el collar isabelino?

Su gato puede comer y beber normalmente si tiene el collar bien puesto. Puede que le cueste al principio o ensucie más de lo normal, pero se adaptará rápidamente. Usted puede ayudarle subiendo la altura de la comida o cambiando la forma de los platos de comida y agua para facilitarle las cosas. Algunos gatos beberán y comerán con mayor facilidad en unos cuencos determinados; otros se resistirán a comer al principio de llevar el collar isabelino.

El collar deberá mantenerse limpio. Es importante controlar que el collar no produzca rozaduras o irritaciones en el cuello de su gato, al menos una vez al día. Su gato no podrá limpiarse a sí mismo mientras lleve el collar, así que es importante cepillarlo o limpiarlo más a menudo, especialmente si tiene el pelo largo.

 

¿Qué más suele pasar con un gato con collar isabelino?

Algunos gatos pueden tropezar con los muebles sin darse cuenta, o quedar atascados en espacios muy pequeños hasta que se acostumbren al collar. Asegúrese de retirar objetos de valor o peligrosos a un lugar seguro para prevenir que se rompan o que el gato se lesione. Revise su casa para localizar posibles áreas donde el gato pueda quedar atascado y prevenga la entrada del gato a esas zonas. Las áreas más problemáticas incluyen espacios estrechos: debajo del sofá, de la cama u otros muebles. Algunos gatos se ponen muy nerviosos al principio de llevar el collar porque su visión periférica está muy obstruida y no pueden ver bien que está pasando a ambos lados, ni pueden mirarse a sí mismos.

This client information sheet is based on material written by: Ernest Ward, DVM

© LifeLearn 2011. Utilizado con permiso bajo licencia.

Location Hours
Monday8:00am – 7:30pm
Tuesday8:00am – 7:30pm
Wednesday8:00am – 7:30pm
Thursday8:00am – 7:30pm
Friday8:00am – 5:00pm
SaturdayClosed
SundayClosed

I Love SCAH!