Montas Y Crías en Gatos

Organizar montas para criar gatitos y cuidar de los cachorros es un experiencia muy bonita, pero en ocasiones puede resultar muy frustrante. La información a continuación le ayudará a aumentar las posibilidades de éxito y a que la experiencia se convierta en algo bonito y seguro.

 

¿Cuántas veces entra en celo una gata?

Las gatas entran en "celo" o estro varias veces al año. Cada celo dura generalmente varios días. Si no se produce monta, la gata volverá a entrar en celo al cabo de una a tres semanas. Las gatas son "poliéstricas estacionales", lo cual significa que tienen múltiples celos durante la época reproductiva. La época reproductiva en gatos variará de acuerdo al área geográfica y a factores ambientales como la temperatura y el número de horas de sol. En el hemisferio norte, la hembra normalmente entrará en ciclo entre los meses de enero hasta final del otoño. Los gatos que viven en regiones más tropicales, o que viven dentro de casa, pueden ciclar todo el año.

 

¿Cuáles son los signos de estro?montas_y_cras_en_gatos

Las gatas no suelen presentar sangrado vaginal cuando están en celo. Los signos más evidentes son los signos en comportamiento. La mayoría de gatas se muestran más afectuosas, hasta demasiado; se frotan continuamente contra la gente o contra objetos, como los muebles y alfombras, y piden atención constantemente. A veces también dan volteretas en el suelo. Si se les presiona la zona de la espalda, suelen encorvar el lomo, estirando las extremidades posteriores. Además vocalizan mucho. Estos cambios de comportamiento pueden ser muy molestos para los propietarios, e incluso hay algunos propietarios que llegan a pensar que su gata tiene algún tipo de enfermedad. Las hembras en celo atraerán machos sin castrar, de forma que es muy frecuente encontrar gatos macho cerca de casa, intentando entrar al jardín o incluso dentro de la casa para buscar a la hembra.

 

¿Qué debería hacer para asegurarme que la monta sea exitosa?

Criar gatos es diferente a criar perros. La hembra de gata puede montarse en cualquier momento de su fase activa de estro porque las gatas presentan ovulación inducida. Esto significa que el acto de la monta estimulará los ovarios para que liberen los óvulos. Es decir, que los óvulos sólo se liberarán de los ovarios cuando el esperma haya sido depositado en el tracto reproductivo. La mayoría de las gatas requieren de tres a cuatro montas en un periodo de 24 horas para que se induzca la ovulación. Una vez se ha producido la ovulación, la gata saldrá del celo en uno a dos días.

 

¿Que debería esperar durante la gestación?

La gestación dura unos 60 a 67 días. La mayoría de gatas tienen los cachorros entre los días 63 y 65. Las fechas de apareamiento deberán anotarse para que pueda estimarse la fecha del parto. Un examen veterinario a las tres o cuatro semanas después de la monta normalmente confirma la gestación.

La gata gestante deberá alimentarse con una dieta para desarrollo y crecimiento (comida para cachorros) de una marca de alta gama. Podrá encontrar estas dietas en cualquier hospital veterinario o tienda de animales. Las dietas para cachorros aportarán las necesidades nutricionales para la madre y la camada. Si la madre toma alguna de estas dietas, no serán necesarios suplementos minerales, vitaminas o calcio.

Durante la gestación, el consumo de comida de la madre puede llegar a alcanzar un 50% más de lo que comía antes de la gestación. Al final del periodo de cría, puede doblar la cantidad que comía durante la gestación. Para que la gata pueda cubrir sus necesidades energéticas y las de los cachorros, puede ser necesario aumentar el numero de raciones diarias.

 

¿Qué debería preparar para el nacimiento de los cachorros?

Después de la monta, si la gata ha quedado embarazada, suelen producirse ciertos cambios de comportamiento. La mayoría de las gatas se vuelven más dulces y cariñosas y piden más atención. Sin embargo, en algunos casos, las hembras pueden estar más irascibles o incluso ser más agresivas. Algunas pueden presentar unos cuantos días de vómitos o "nauseas matutinas" seguidas por un aumento del apetito. Estos comportamientos pueden persistir durante toda la gestación.

Durante las últimas etapas de la gestación, la futura madre empezará a buscar un sitio seguro donde dar a luz.

Usted puede ayudarla, colocando una caja o cesta para el nacimiento en algún sitio tranquilo y oscuro. La caja deberá ser lo suficientemente grande para que la gata pueda moverse libremente en su interior y lo suficientemente baja para que ella pueda ver lo que pasa afuera, y para que usted pueda verla a ella. Deberá cubrir el fondo de la caja con varias capas de periódico o algún otro material absorbente para darle a la gata un lugar donde esconderse, y lo cual será fácil de quitar y reponer cuando se ensucie con los fluidos del nacimiento.

 

¿Qué ocurre durante un parto normal?

Los signos de parto inminente generalmente incluyen nerviosismo y jadeo; algunas veces, los días justo antes del parto, la madre deja de comer. En la mayoría de casos, a las 24 horas antes del parto,  se produce una disminución en la temperatura rectal, hasta 37.8º C (100º F). En el momento del parto, muchas gatas se ponen muy ansiosas cuando se quedan solas y requieren la presencia de su propietario constantemente.

La mayoría de partos suceden sin complicaciones. Sin embargo, si se trata del primer parto de su gata, usted deberá monitorizarla más de cerca, al menos hasta que el primer o segundo gatito haya nacido. Si los primeros gatitos nacieron fácilmente y sin complicaciones, seguramente no necesitará más asistencia. Sin embargo, lo ideal es que alguien controle el resto del parto por si surgiese alguna complicación. Además, si usted se va, es posible que la gata intente seguirle, descuidando a los gatitos e interrumpiéndose el parto.

La cantidad de tiempo que puede durar el parto variará. Los gatos de pelo corto y los gatos con cabezas delgadas, como los siameses, pueden llegar a completar el parto en una o dos horas. Razas como Persas y Himalayas, cuyos cachorros tienen cabezas grandes y redondas, a menudo necesitan más tiempo y tienen más dificultad para parir cada gatito. No es raro que una gata persa tarde una hora o más entre cada cachorro. En raras ocasiones, una gata puede parir uno o dos cachorros y entonces interrumpir el parto incluso hasta 24 horas antes de que nazca el resto de la camada. En general, se considera que si el parto no se completa hasta unas cuantas horas después de la expulsión del primer cachorro, debería pedir consejo a su veterinario. Si el parto lleva interrumpido 24 horas o más, definitivamente necesitará asistencia sanitaria.

Los gatitos pueden nacer en posición anterior, en la que primero aparece la cabeza y las extremidades anteriores, o en posición posterior, en la que lo primero que aparece es la cola y las extremidades posteriores. Una presentación de nalgas es cuando las extremidades posteriores están estiradas pero hacia dentro (hacia la cabeza del gatito) y lo que primero asoma es la cola y la espalda. En esta presentación, el gatito puede quedar atascado en el canal del parto. En estas situaciones se requiere un cesárea de urgencia. Si el parto va bien, cada gatito saldrá después de unas cuantas contracciones. Cada gatito viene dentro de un saco, que es una parte de la placenta. Después del parto, la madre normalmente usa su boca para abrir el saco, para que la boca y la nariz del gatito puedan tomar aire del exterior, y para que la madre pueda lamer y limpiar de secreciones. Ella entonces morderá el cordón umbilical para romperlo, normalmente alrededor de 2 a 2.5 cm (¾ a 1 in) del cuerpo del gatito. Después limpiará todo el cuerpo del gatito vigorosamente, para estimular la circulación y para que los gatitos empiecen a respirar, además de ayudar a secar el pelo de secreciones. Si usted lo desea, puede cortar los cordones por ella. Después de cada nacimiento, la parte de la placenta que retenía la madre será expulsada del útero, aunque puede pasar que la madre expulse otros gatitos antes que expulse las placentas. La gata normalmente se comerá estos tejidos.

 

¿Cómo sabré si algo no está yendo bien?

Si un gatito o una bolsa llena de líquido está protuyendo por la vagina durante más de unos cuantos minutos, pero no acaba de salir, usted deberá ayudarle a la gata. Ayúdese de una gasa húmeda o un trapo limpio para romper la bolsa y agarrar la cabeza o las piernas. Cuando se produzca la siguiente contracción, empuje suave pero firmemente hacia fuera y hacia bajo. Si usted no consigue sacarlo o si la gata grita mucho durante el proceso, lo más probable es que el gatito esté atascado. En este caso necesitará intervención veterinaria inmediata.

Lo normal es que la gata quite el saco placentario y limpie los gatitos; sin embargo, sobre todo en madres primerizas, es posible que la gata esté desbordada por la experiencia y no lo haga. Si la gata no quita el saco placentario a los pocos minutos, el gatito podría ahogarse, de forma que usted deberá estar preparado para intervenir. Rompa el saco con un trapo o gasa húmeda para liberar la nariz y la boca del gatito y permitir la respiración. Frote los cachorros vigorosamnte con una toalla caliente para estimular la circulación, la respiración y secar el pelo. También tendrá que cortar el cordón umbilical y atarlo con algo (por ejemplo, hilo de coser o hilo dental). El cordón deberá atarse fuerte y cortarse a una altura aproximada de 1.3 cm (½ inch) del cuerpo del gatito.

Los recién nacidos pueden aspirar fluidos y secreciones dentro de los pulmones. Cuando esto ocurre usted oirá un ruido muy fuerte en cada respiración. Este fluido puede eliminarse realizando el siguiente procedimiento:

  • Primero sujete el gatito con la palma de la mano. La cabeza del gatito deberá sujetarse entre dos dedos y el cuerpo entre las palmas de las dos manos.
  • Después, sacuda sus manos rápidamente hacia bajo. Este movimiento hará que los gatitos tomen aire y la gravedad ayudará a que los fluidos y las secreciones salgan de los pulmones. Puede repetir este proceso varias veces hasta que los pulmones estén limpios. El color de la lengua es un indicador fiable del éxito. Si el gatito está tomando suficiente oxígeno, el color de la lengua se verá rosáceo. Un color azulado indicará que no hay suficiente oxígeno en los pulmones y deberá repetir el movimiento de sacudida.
  • Tenga mucho cuidado cuando efectúe este movimiento. Hágalo con precaución para que no se le escape el gatito de las manos.

 

¿Debería dejar los gatitos con la madre mientras esta aún está dando a luz?

Es muy útil preparar una pequeña cajita con mantas o toallas calientitas para los recién nacidos. Se puede calentar una toalla humedecida al microondas. Cuando el gatito esté estable y seco, debería pasarse dentro de esta cajita incubadora mientras que la madre termina el parto. Es muy importante mantener a los gatitos calientes de forma que deberá ir reemplazando las mantitas calientes o puede colocar una botella llena de agua caliente envuelta en toallas e ir cambiando el agua. También puede colocarse una lámpara de calor cerca. Siempre que se usa una manta térmica, deberemos cubrirla con toallas para evitar quemaduras. También hay que tomar precaución cuando usemos lámparas de calor, ya que aunque los gatitos estén recibiendo excesivo calor no serán capaces de moverse hacia áreas más frescas.

 

¿Qué debería hacer cuando la gata haya acabado el parto?

Cuando el parto haya terminado, los papeles de periódico o otros papeles absorbentes usados tienen que retirarse de la caja y rellenarse con algo mullido y limpio antes de volver a colocar a los cachorros. La madre tiene que aceptar a los cachorros y colocarse de lado para que los gatitos puedan mamar.

Su veterinario deberá echar un vistazo a la madre y su camada idealmente durante las siguientes 24 horas después del parto. En esta visita su veterinario se asegurará que no quede algún gatito por nacer, y determinará si la producción de leche de la madre es adecuada. La madre puede necesitar una inyección para contraer el útero y estimular la producción de leche.

La madre presentará descarga vaginal hemorrágica varios días después del parto. Si está secreción continúa una semana después del parto, deberá verla su veterinario, ya que podría ser el signo de alguna complicación postparto como la retención de placenta.

 

¿Qué pasa si mi gata tiene problemas durante el parto?

Aunque en la mayoría de gatas los partos suceden sin complicaciones y sin asistencia, pueden aparecer algunas complicaciones que requerirán asistencia veterinaria. Contacte inmediatamente con su veterinario en caso de alguno de estos problemas:

  • 1) Si lleva más de 20 minutos con contracciones muy fuertes sin expulsar ningún gatito.
  • 2) Si lleva más de 10 minutos con contracciones fuertes y se ve un cachorro o bolsa de líquido en la abertura de la vagina.
  • 3) Si de forma repentina la madre está muy débil y no se mueve.
  • 4) Si la temperatura rectal de la madre supera los 39.4º C (103ºF).
  • 5) Si observa una hemorragia vaginal con sangre fresca que dura más de 10 minutos.

 

Las dificultades en el parto se llaman distocias, y pueden o no necesitar cirugía. La decisión dependerá de diversos factores como el tamaño de la camada, el estado de la madre y tamaño de los gatitos.

 

¿Los nacimientos prematuros son comunes en gatos?

Ocasionalmente, una gata puede tener la camada prematuramente. En estos casos, los gatitos serán muy pequeños y pueden presentarse con poco o nada de pelo. Aunque pueden sobrevivir con muchos cuidados, los gatitos más prematuros suelen morir a pesar de todos nuestros esfuerzos. Si se diera el caso de gatitos prematuros, consulte con su veterinario para que le dé consejos e instrucciones, incluyendo como deberían alimentarse, porque muchos de ellos están demasiado débiles para mamar.

 

¿Qué ocurre si nace algún gatito muerto?

No es raro que uno o dos gatitos de la camada nazcan muertos. A veces, un gatito muerto puede interrumpir el parto, resultando en una distocia, pero la mayoría de veces, se parirán de forma normal. En muchos casos, estos gatitos presentaban algún defecto en el desarrollo.

This client information sheet is based on material written by: Ernest Ward, DVM

© LifeLearn 2011. Utilizado con permiso bajo licencia.

Location Hours
Monday8:00am – 7:30pm
Tuesday8:00am – 7:30pm
Wednesday8:00am – 7:30pm
Thursday8:00am – 7:30pm
Friday8:00am – 5:00pm
SaturdayClosed
SundayClosed

I Love SCAH!